Innovación docente, infraestructura adecuada y titulación oportuna de los estudiantes son parte de las fortalezas de la carrera.

Con satisfacción y alegría autoridades universitarias y académicos recibieron, el 21 de diciembre, el certificado en el que el Consejo de Evaluación y Acreditación del Área de Salud de la CNA determinó acreditar por un período de seis años a la carrera Nutrición y Dietética de la Universidad Católica del Norte, Sede Coquimbo.

Fue un proceso largo e intenso en el que participaron activamente autoridades, docentes, estudiantes, egresados y empleadores, lo que valió la buena evaluación que realizaron los representantes de la CNA cuando visitaron la institución durante el mes de octubre.

“Nos habíamos comprometido a subir un año respecto a la acreditación anterior ya que teníamos cuatro y esperábamos lograr cinco, finalmente obtuvimos seis años lo que es un verdadero logro, fruto del esfuerzo que realizó todo el equipo a cargo de nuestra autoevaluación”, señaló Paula Cavieres, académica y coordinadora del proceso de autoevaluación de la carrera de Nutrición y Dietética UCN.

Perfil de egreso y malla curricular concordantes entre ellos y con lo que dicta el Colegio de Nutricionista del Chile y las necesidades del mercado laboral; alta tasa de retención de estudiantes; titulación oportuna; innovación docente e infraestructura adecuada fueron parte de las fortalezas que destacaron los pares evaluadores en su informe.

“Nuestra principal debilidad está en el área de la investigación, no se trata de que no hagamos investigación sino que es muy incipiente. Tenemos un recurso humano que creció en relación al periodo anterior, pero los pares evaluadores entendieron que la investigación está directamente relacionada con la situación contractual de cada uno de ellos, por ende, reconocen que hay un esfuerzo de nuestra parte pero también indican que creen que podemos dar más”, aclaró Cavieres.

Finalmente la académica envió un agradecimiento a todas las personas que de una u otra forma participaron del proceso de acreditación de la carrera, “esto no hubiese sido posible si es que las autoridades no hubiesen estado comprometidas, sin la ayuda de los campos clínicos, docentes asistenciales, nuestros egresados y estudiantes, a cada uno, muchas gracias por su colaboración”.